Compartir
Mojigatería política

Mojigatería política

La política en cualquier terreno es todo menos una tierra de santos, así lo demuestra la historia de este arte en el mundo, que nadie se dé por sorprendido de las pillerías y rapacidades de los gobernantes y demás actores de la llamada grilla.

En el gran salón de la gala de “colas largas” entre más se mueven más se pisan, pocos, pero muy pocos pueden presumir el no tener temas oscuros en su carrera política.

En estos tiempos se practica la “mojigatería política”, donde todos los políticos se asombran de las fechorías de sus vecinos tal vez para desviar la atención sobre sus propios cochineros.

Los pisotones estarán a la orden del día, pero por favor que no lo tome por sorpresa ninguna “mojigatería política”.

La carcasa del PRD
El antes poderoso y combativo Partido de la Revolución Democrática (PRD) no le encuentra la cuadratura a su estructura, la fuga de liderazgos trae confundida a la fuerza operadora que analiza el por qué ya no llegan los recursos para movilización, tampoco les mandan señales claras para seguir en la lucha.

La gran confrontación se cocina porque el flujo de recursos proveniente de los cinco mecenas del PRD: Miguel Ángel Mancera (CDMX), Arturo Núñez (Tabasco), Silvano Aureoles (Michoacán), Graco Ramírez (Morelos), ¡se ha detenido!.

Si persiste la desconfianza en el proceso interno de selección de candidato presidencial, que después contenderá ante el aspirante del PAN para avalar un perfil único que abandere el “Frente Amplio”, ha detonado el repliegue de recursos por parte de los gobernadores.

Con este ritmo de ausencia de recusos, los perredistas tendrán que salir a las calles a hacer boteo para fondear al partido.

El PES piraña
Para el Partido Encuentro Social (PES) cualquier carne es buena para satisfacer su apetito político. El mini partido del ex procurador Jesús Murillo Karam está a la casa de priistas, panistas, perredistas descontentos para aprovecharlos en las próximas elecciones.

Originalmente Encuentro Social nació como una válvula de escape para dar oportunidad a priístas que no alcanzaban posiciones electorales, ahora se volvió un auténtico mercado del reclutamiento de mercenarios de la política.

Los mini partidos son negocios altamente rentables, que al cierre de las elecciones sirven para hacer el caldo gordo al PRI.

Houston tenemos un problema
Cientos de políticos y funcionarios públicos mexicanos de los tres niveles de gobierno están muy atentos al desastre generado por Harvey en Houston, Texas.

No es para menos, existe un registro de más de 2 mil propiedades residenciales de mexicanos ligados a la política en las zonas más exclusivas de Houston.

En el año de Hidalgo, aprovecharán para sacar los recursos necesarios para recomponer sus valiosas propiedades, algunos ya consultaron a Gerardo Ruiz Esparza quién es un experto en materia de indemnizaciones familiares.

Dejar un Comentario