Compartir

EDITORIAL: Por cierto…

Por cierto… La ley del ejército es una gran cortina de humo, logra polarizar a la sociedad entre los que ven inmaculados a los castrenses y los que ven un futuro totalitario si se mantiene la ruta actual. Insisto, es una cortina de humo que sí permitirá la violación a los derechos humanos y da cheque en blanco al uso excesivo de las fuerzas armadas. Vaya, para los defensores de esta ley el asunto es como una película gringa del medio oriente: los militares héroes y a los habitantes del medio oriente villanos… Ayer circuló una caricatura inmejorable, Santa Claus hablando con Lorenzo Córdova diciendo el gordo de rojo algo así: “los mexicanos creen más en mí que en ti”. ¡Sin palabras!… Saben que de los tres precandidatos de partido, sólo AMLO ha operado programas de gobierno en obra pública; Meade tiene doctorado estudiado en el extranjero pero de esos que se obtienen sin maestría previa. ¡Usted que sabe de academia, juzgue! Anaya el más joven e inexperto… ¿Será una elección de dos tecnócratas y dos políticos de carrera poco preparados?

Dejar un Comentario