Compartir
Debatir es un arte: así ha sucedido en EEUU, Francia y México

Debatir es un arte: así ha sucedido en EEUU, Francia y México

De nuevo la democracia mexicana se acerca a un momento significativo: el segundo debate entre aspirantes presidenciales de este 20 de mayo. Como ha ocurrido en cada encuentro, las circunstancias son por demás particulares, ahora que la única contendiente mujer ha decidido “abandonar el barco”. Siempre es interesante dimensionar el significado de estos intercambios a la luz de las experiencias propias y de las democracias más consolidadas en Occidente para darnos cuenta de cómo hemos avanzado en la materia.

Debatir los asuntos de la “cosa pública” ha sido una tradición desde las civilizaciones griegas o chinas, que continuaron de manera por demás exitosa los ingleses en su parlamento. En Estados Unidos debatir es una materia en las escuelas desde el nivel básico y aprenderlo es considerado importante para el éxito en cualquier carrera; desde 1920, el National Debate Tournament es el encuentro más prestigioso en el país.

EUA: todo empezó con la televisión

El gran parteaguas del debate moderno comenzó sin duda en 1960 cuando se televisó el encuentro entre el aspirante presidencial republicano Richard Nixon y el demócrata John Kennedy durante 60 minutos por cadena nacional. Nixon no respondió mal pero su semblante sudoroso y agotado contrastó con el aplomo, juventud y magnificencia de JFK.

Por supuesto que la imagen no lo ha sido todo en más de 50 años de encuentros presidenciables. Ronald Reagan y Jimmy Carterprotagonizaron uno de los debates más importantes el 28 de octubre de 1980; en esa ocasión Reagan dejó huella en la audiencia durante su intervención final cuando preguntó: “¿Está usted en una mejor posición que hace cuatro años?”.

4 años después, Reagan usó el humor en el debate como herramienta para vencer al entonces senador Walter Mondale. Se decía que Reagan estaba muy viejo para ser presidente a lo que respondió: “Yo no voy a hablar de mi edad en esta campaña. No voy a aprovecharme de mi edad para demostrar lo joven e inexperto que es mi contrincante”. El republicano obtuvo la reelección.

Otro momento clave ocurrió en 1992.  Fue la primera ocasión en que un debate presidencial se realizó con tres candidatos: el presidente George Bush padre, el gobernador de Arkansas, Bill Clinton, y el multimillonario texano Ross Perot.

Recientemente, el primer encuentro entre Donald Trump y Hillary Clinton quedó para la historia: ha sido el más visto en televisión de la historia, con un promedio de 81.4 millones de espectadores, según los datos de Nielsen. Previamente Jimmy Carter y Ronald Reagan, habían reunido a 80 millones de espectadores.

CNN en Español

@CNNEE

El debate entre Trump y Clinton, ¿el más visto de la historia?http://cnn.it/2dpQDd6 

Francia: cómo debatir salvó a la cuna de la democracia moderna

Curiosamente, el primer debate en la historia de las presidenciales francesas tuvo lugar apenas el 10 de mayo de 1974. En aquella ocasión, Valéry Gircard D’Estaing y François Mitterand se sentaron frente a frente durante 1 hora y 40 minutos; cuando parecía que Mitterrand ganaba la discusión, el conservador D’Estaing dijo: “Señor Mitterrand, usted no tiene el monopolio del corazón“; para muchos esa frase le dio la victoria.

Ok primer debate presidencial Francia

Para 2007 el interés era creciente porque había una posibilidad de que Francia tuviera a su primera mandataria, al socialista Ségolène Royal; pero el mandatario en turno, Nicolas Sarkozy no cayó en su estrategia de mostrarlo como un hombre nervioso sino todo lo contrario:  consiguió crispar a la socialista que le interrumpía constantemente. “Usted alcanza el súmmum de la inmoralidad política”. Sonriente, Sarkozy reviró: “Veo que pierde los nervios fácilmente. Para ser presidente hay que conservar la calma”.

La más reciente campaña presidencial francesa tuvo en vilo a la democracia occidental ante la inminente llegada de laultraderecha, vía la candidata Marine Le Pen. Pero el 3 de mayo de 2017, en el debate previo a la segunda vuelta definitiva su competidor el centrista, Emmanuel Macron, exhibió su radicalismo y el riesgo que significaba para la posición de Francia no solo en Europa sino en el mundo. Los sondeos inmediatos mostraron que el 63 por ciento de los franceses vio más convincente a Macron; a la postre el mundo liberal y globalizado respiró tranquilo.

El Financiero TV

@ElFinancieroTv

Áspero, violento y brutal, así fue el debate entre Emmanuel Macron y Marine Le Pen, los dos candidatos a la presidencia de Francia

América Latina: debatir no está en el ADN

De acuerdo a las revisiones hemerográficas, el primer debate presidencial del que se tenga registro en Latinoamérica ocurrió en 1960 en la República Federativa de Brasil; resultó electo presidente el candidato del Partido Demócrata Cristiano, Janio Cuadros, quien duró en el cargo apenas un año. Cuatro años más tarde, en 1964, Brasil se sumiría en un golpe militar que duraría poco más de una década.

primeros candidatos presidenciales en Brasil y America Latina en debatir

Perú nos ganó en esta experiencia. En 1990 los históricos candidatos Mario Vargas Llosa Alberto Fujimori retomaron esta tradición democrática; donde el asunto ha sido en verdad tardío es Argentina pues no fue sino hasta apenas en 2015 cuando dos de sus candidatos a la presidencia tuvieron un debate, por primera vez en la historia del país.

En México ya cumplimos 24 años o 5 elecciones continuas con encuentros entre aspirantes a la presidencia. Del ya legendario debate Zedillo-Cárdenas-Fernández, a la ausencia de Andrés Manuel López Obrador en 2006, nuestra democracia aún tiene muchas páginas por escribir: este 20 de mayo será una más con consecuencias aún imprevisibles.

FUENTE: politico.mx

Dejar un Comentario